miércoles, 22 de octubre de 2008

Ortega... Ortega... Ortega...


Los hinchas de River vieron todo antes que Simeone y que los dirigentes. Para los que mandan en el club de la camiseta con la banda roja el fútbol no importa, lo que importa es el negocio.

Cuando terminó el primer tiempo de River con Chivas por la Copa Sudaméricana, los pocos hinchas que estaban en el Monumental despidieron al equipo con un cerrado Ortega... Ortega... Ortega... Ellos se dieron cuenta: sin Ariel Arnaldo Ortega, River es una banda descontrolada de matungos.

El pobre Buonanote no tiene con quien jugar, están frenando el desarrollo de un gran jugador por la revancha de Simeone con Ortega. Con el Burrito, El Enano era un crack que metía más goles que los delanteros con fama de goleadores que tenía River. Sin el jujeño el pibe tiene cara de querer irse a su casa.

A Buonanote lo único que podría alegrarle la vida es ser transferido mañana a Independiente Rivadavia para jugar el domingo al lado del Burrito. O bien, que Ortega vuelva a jugar para River. Ortega... Ortega... Ortega... retumba en el Monumental.

1 comentario :

  1. Esto significa que la Lepra hizo la mejor jugada, porque ahora si River quiere recuperarlo va a tener que pagar una linda suma por él.

    Saludos

    ResponderEliminar