miércoles, 27 de mayo de 2009

Cobos deshilachó la trabajosa estrategia justicialista: subió a Jaque al ring

El vicepresidente Julio Cobos puso nerviosa a su tropa y a la del enemigo. Dejó el despacho del Senado y desde el viernes agitó la campaña en Mendoza.

Las líneas dirigenciales del radicalismo que están inmediatamente por debajo de los interlocutores permanentes de Cobos se decepcionaron porque el vice aterrizó si un peso extra para la campaña, dicen; mientras, los más conservadores del Frente Cívico Federal quedaron despistados con el lanzamiento de la candidatura a la Presidencia en 2011 y con el culebrón que Cleto provocó con el gobernador Celso Jaque como protagonista antagónico.

En la trinchera del peronismo explotaron bombas. En un fin de semana Cobos desbarató la táctica que el comando de campaña del PJ había hilvanado con muchísimas dificultades: dejar al margen a Jaque de la vidriera electoral. Así como Néstor Kirchner arrastró a los presidenciables a jugarse la suerte en 2009, en Mendoza Cobos sacó al gobernador del Palacio de Gobierno y de los actos armados por intendentes afines y lo metió en el lodo de la refriega por los votos del 28 de junio.

Entre el viernes y el lunes, Cobos consiguió instalar que la elección de Mendoza es entre él y el gobernador. El vicepresidente dijo acá que su candidatura a la Presidencia depende de un triunfo de sus candidatos. El ingeniero se transformó solo en candidato.

Y Jaque al salirle a responder directamente también se puso en candidato. El gobernador desafió a comparar gestiones, incluso le mojó la oreja con esa apuesta a Ernesto Sanz, quien contragolpeó afirmando que quería debatir sobre las gestiones de cada uno con el gobernador. "Que ponga fecha y lugar", apuró el candidato a senador del Frente Cívico cobista.

Al final, desde el PJ enfriaron cualquier posibilidad de hacer un debate público. A pesar de que Jaque en la refriega fue el promotor de confrontar los hecho por él y por Sanz en la política, el oficialismo en Mendoza esquivó el tradicional debate que organiza la Universidad Nacional de Cuyo, al que asistieron candidatos de todos los demás partidos que van a las elecciones.