jueves, 26 de febrero de 2009

Militantes y pobres subsidiados aplaudirán a Jaque desde el vip del Frank Romero Day


El miércoles, en una reunión del bloque de diputados del Frente para la Victoria una legisladora de San Martín puso el grito en el cielo por la cantidad de plata que el gobierno de Celso Jaque le está haciendo gastar a los municipios para movilizar gente al teatro griego Frank Romero Day a presenciar el acto central de la Fiesta de la Vendimia. La idea del gobierno es rodear los palcos de autoridades con gente dispuesta a aplaudir al gobernador y chocar si es necesario con quienes pretendan silbarlo.

"Estamos gastando plata en tapar el cielo con las manos", vociferó ofuscada la diputada del Este dejando boquiabiertos a sus pares. Las quejas por el gasto en la movilización vendimial fue sólo un eslabón de la cadena de quejas contra la marcha del gobierno provincial expresada por el bloque oficialista de la Cámara Baja.

Las dificultades de los mendocinos de a pie para comprar entradas en el sector Malbec, el más caro y cercano a las autoridades, está directamente relacionado con las reservas de localidades que hizo el gobierno para militantes y pobres que reciben algún tipo de asistencia estatal para subsistir. Un gestor de planes de empleo sanmartiniano que no revista en el justicialismo consignó, a condición de no ser identificado, que la gente a la que él le ha conseguido planes fue "invitada" a asistir a la Vendimia. Además de ir gustosos porque nunca antes lo hicieron estos subsidiados irán porque sino perderían la asistencia.

El sábado 7 de marzo saldrán colectivos desde distintos departamentos gobernados por intendentes justicialistas colmados de personas que en su mayoría nunca fueron a un acto central de la Vendimia y mucho menos al sector en el que cada localidad cotizó a $90. Comprar vía internet entradas Malbec fue prácticamente imposible y cuando se pusieron a la venta las localidades remanentes en los locales de Tarjeta Nevada, única expendedora por convenio con el gobierno, directamente no existieron.